SOS ADOLESCENCIA

La adolescencia es sin duda un periodo complicado en la vida. Es la época en la que más cambios físicos y psicológicos se producen, y evidentemente esto crea un desequilibrio tanto para los propios adolescentes, como para el entorno en el que se encuentran (familia, grupo de iguales, escuela, etc).

Los adolescentes no son los únicos que sufren en esta etapa, a menudo también los padres se encuentran desbordados por los cambios repentinos de sus hijos, y por no saber muy bien cómo reaccionar ante ellos. Por esta misma razón en esta entrada de blog queremos dar una serie de consejos para los padres y madres de niños adolescentes.

¿Qué se debe esperar de esta etapa?

Para empezar es necesario entender que cada niño es un mundo, por lo que no todos se desarrollaran a una misma edad. Los padres no deben alarmarse si su hijo tarda un poco más que los otros en desarrollarse, esto es totalmente normal.

Los cambios más evidentes serán los cambios físicos. El niño se convertirá en un adulto. Sufrirá cambios en sus genitales, le saldrá vello, sufrirá cambios en el peso y en la estatura, y probablemente le saldrá acné en el rostro.  Estos serán los cambios más visibles pero no debemos olvidar que en esta etapa existen otros tipos de cambios, los cambios emocionales.

Los cambios emocionales pueden llegar a ser un gran problema en el entorno familiar. Los adolescentes suelen experimentar emociones exageradas y muy variables, y es probable que esto les haga comportarse de manera diferente. Pero no debemos olvidar que aunque en algunos casos se vuelvan más temperamentales y dejen de expresar tan abiertamente el amor hacia sus padres, sus sentimientos hacia su familia no variarán. Sin embargo es necesario estar atento a cambios emocionales excesivos o periodos de tristeza de larga duración, ya que esto puede indicar problemas psicológicos más grave. Si esto es así busque ayuda psicológica.

Por último se producirán cambios mentales. Es normal que en esta etapa de la vida se experimenten con varias identidades, y las preguntas de quién soy o quién quiero ser estén siempre presentes. También es muy probable que cambien de parecer con cierta regularidad. Esto es normal y necesario, ya que en esta búsqueda acabarán encontrándose a sí mismos.

Algunos consejos para padres y madres             

Este no es un periodo fácil para los hijos, y por ello necesitarán el apoyo y la comprensión de sus padres. A continuación se ofrecen unos pequeños consejos para que la relación Padre/Madre-Hijo sea mejor en esta etapa de la vida:

  • Comunicación. Hablen con sus hijos siempre que puedan e intenten saber cómo se sienten o lo que piensan
  • Comprensión. Es necesario que sus hijos sientan que sus padres les comprenden.
  • Apoyo: El apoyo es esencial así como el reconocimiento de sus logros por pequeños que puedan ser
  • Cariño: Expresar afecto es de vital importancia. Los adolescentes necesitan saber que sus padres les quieren
  • Responsabilidad y Normas: Todo lo anterior no evita que se establezcan unas normas y unos límites en el comportamiento de los hijos, y que éstos deban cumplirse.
  • Respeto y privacidad: Es necesario darles a los hijos en esta etapa algo de privacidad, para que ellos pueden sentirse respetados
  • Paciencia: Esto es muy importante. Puede ser una etapa difícil pero termina pasando.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s